La Plaza del Triunfo de Sevilla.

Compartir

Sin duda podemos considerar la Plaza del Triunfo como la plaza más monumental de la ciudad, aunque sea la Plaza de San Francisco la plaza histórica de Sevilla por excelencia.

La Plaza del Triunfo podríamos definirla como el espacio que une o separa los tres edificios Patrimonio de la Humanidad con los que cuenta Sevilla. El espacio situado entre Catedral, Archivo General de Indias y el Real Alcázar se convierte así posiblemente en el punto más hermoso de la ciudad y en el de un mayor valor patrimonial. Se sitúa en pleno corazón de lo que Domínguez Ortiz denominó el "mejor cahíz de tierra del mundo", haciendo referencia al valor histórico, artístico, económico, político y comercial que la zona tenía en el siglo XVI.

Aparte de los tres grandes edificios declarados Patrimonio Mundial por la UNESCO en 1987, nos encontramos con otros dos monumentos "menores": El monumento a la Inmaculada Concpción y el Triunfo de Nuestra Señora del Patrocinio, siendo este último el que da nombre a todo el espacio.

Algunos de sus nombres anteriores fueron la Plaza de los Cantos (debido a que era ahí donde se encontraban las piedras con las que se iba construyendo la catedral), o la Plazuela de la Lonja (por la antigua Lonja de los Mercaderes, actual Archivo de Indias), entre otros nombres. El nombre actual se hace oficial a mediados del siglo XIX, y como ya hemos dicho, se debe al monumento del Triunfo, levantado en 1757 (unas fuentes lo sitúan en 1756 y otras en 1757) tras el Terremoto de Lisboa.

En la mañana del 1 de noviembre de 1755, la tierra temblaba con fuerza al sur del Cabo de San Vicente, en el Algarve portugués. Gran parte del sur y el oeste peninsular quedaría gravemente afectado. Ciudades como Sevilla, Cádiz, Huelva o Lisboa, necesitarían años para recuperarse de aquel azote, quedando marcada la fecha como la del peor terremoto sufrido en la Península Ibérica (y en Europa) a lo largo de su historia. Los efectos en Lisboa fueron tales, (debido también al tsunami posterior y a un devastador incendio), que toda la zona baja de la ciudad quedó arrasada y anegada, pasando a dar nombre al fatídico terremoto. Fue la ciudad más afectada, a pesar de que el epicentro estuviera a muchos kilómetros más al sur y de hacerse notar en todo Portugal, toda España, otras zonas de Europa occidental y del norte de África (en Marruecos por ejemplo hubo muchísimas víctimas mortales).

En Sevilla fueron muchos los desperfectos y gran parte del caserío se vio afectado. Por suerte, en España las víctimas no fueron tantas como cabría esperar de un terremoto de tal magnitud. La ciudad con más fallecidos sería Coria en Cáceres con 21, seguida de Sevilla con 9, Huelva con 8, o Trigueros con 3, sumando 61 en toda España. Peor sería el maremoto posterior, que sumaría la mayor parte de las víctimas a la catástrofe. en España se calcula que el maremoto añadiría 1.214 fallecidos a los 61 anteriores. Las costas de Huelva y Cádiz fueron las afectadas y la ciudad de Ayamonte se situaría a la cabeza con 400 víctimas.

Portugal se llevaría la peor parte, depende de las fuentes que se consulten, el número de víctimas varía, oscilando entre las 30.000 de las más optimistas hasta las casi 100.000 en las más pesimistas. En el país vecino hay que contabilizar los fallecidos por los desprendimientos que ocasionó el terremoto, los provocados por los edificios que se vinieron abajo, así como las víctimas del incendio y del maremoto que se produjeron después, una verdadera catástrofe que tuvo como ciudad más afectada Lisboa. Ha sido el episodio más grave que ha sufrido la capital portuguesa a lo largo de su historia, resultando la ciudad más damnificada en esta catástrofe. Por ello este seísmo quedaría marcado con el nombre de Terremoto de Lisboa.

Alrededor de las 10 de la mañana del 1 de noviembre, festividad de Todos los Santos, eran muchas la iglesias que celebraban misa, entre ellas la catedral sevillana. Cuando la tierra comenzó a temblar, la gente desalojó el templo lo más rápido que pudo, no llegándose a producir ninguna víctima, aunque sí hubo daños materiales. Algunas fuentes cuentan que la misa continuó en el exterior. Seguramente muchos fieles se reunieran para rezar y evitar que el temblor se repitiera. Por eso, se decidió levantar un monumento conmemorativo, agradeciendo que no hubiera víctimas en aquella fatídica jornada. El lugar elegido sería el que sirvió de punto de reunión para finalizar la misa de la catedral, interrumpida por el seísmo.

El monumento consiste en un pilar barroco, rematado por un templete con la imagen de la Virgen con el Niño, todo redeado por una verja con faroles. El templete se levanta sobre una pequeña grada de varios escalones y se rodea con la verja protectora de hierro forjado, realizada por Juan de Mencía. En las esquinas, cuatro faroles iluminan el conjunto y están realizados por Manuel García y Francisco Gutiérrez. En el centro se levanta el vástago, de perfil quebrado y sinuoso movimiento, típicamente barroco, rematado por el templete. Este hace de relicario y en su interior, una imagen de la Virgen con el Niño conocida como la Virgen del Triunfo o del Patrocinio. El monumento está realizado en mármol blanco con detalles en otro colores y es obra de José Tomás Zambrano que, en esas fechas era el Maestro Mayor de la catedral. Una inscripción en el pedestal nos narra la historia de este Triunfo.

En un entorno tan espectacular, es normal que a veces se nos escapan detalles, y en concreto, este Templete del Triunfo, a veces pasa desapercibido ante tanta grandiosidad. Si tienen la oportunidad, acérquense a verlo si son de Sevilla y no lo conocen o no lo han contemplado con detenimiento. Si van a venir a visitar la ciudad próximamente, no olvide parar unos instantes ante este monumento tan importante históricamente, merecerá la pena.

A CONTINUACIÓN TIENES OTROS ARTÍCULOS DEL BLOG QUE TAMBIÉN PODRÍAN INTERESARTE:

Si quieres organizar tu visita privada en Sevilla para ti, tu familia, amigos o para cualquier otra información, no dudes en contactar conmigo sin ningún tipo de compromiso. Puedes escribirme a:

WHATSAPP: +34637370456

CORREO ELECTRÓNICO: info@tuguiadesevilla.com

Puedes seguirme en:

Facebook: Tu guía de Sevilla

Instagram: Tu guía de Sevilla

 

José Manuel Villalba Rodríguez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba